Malos Hábitos Que Ralentizan El Metabolismo

Incorporando cambios de hábitos y acelerando el metabolismo

Muchas veces engordamos porque nuestro metabolismo se ralentiza. Si comparamos nuestro cuerpo con una maquinaria muy fina y sincronizada todo esta aceitado, los procesos definidos, los horarios en que está funcionando la máquina están definidos, los operarios entrenados y sobre todo la supervisión del combustible también está controlado.

Pues, así es tu organismo es una maquinaria en perfecta, en donde todos los órganos y sistemas están alineados para cumplir con todas las funciones, mantener el cuerpo en buen estado y par que disfrutes la vida a través de tus sentidos.

6

Engordar es fácil, muy fácil pero adelgazar requiere de introducir cambios, a veces drásticos, en la forma que vivimos para lograr poner en buen ritmo al organismo. Es como si quisiéramos resetear la memoria de la máquina, para introducir un nuevo patrón.

Reseteando la maquinaria

Si queremos adelgazar, entonces hay que borrar de la memoria hábitos que hasta ahora nos han hecho ganar de peso. No todo es comer en exceso, la falta de actividad puede ser uno de los factores que están volviendo tu maquinaria más lenta, haciéndola incapaz de producir y de desechar lo excedente.

7

  • El estrés: esta enfermedad de los tiempos modernos que afecta tanto a grandes como a jóvenes hace que tu organismo genere una hormona que se llama cortisol,  que te permite estar alerta todo el tiempo, las 24 horas del días, evitando que duermas o pierdas el estado de vigilia. Sus consecuencias falta de sueño, ansiedad hasta llegar a episodios de pánico, engordar, tener mal humor y desarrollar algunas enfermedades catastróficas como el cáncer.

5

Nuestra recomendación, baja la ansiedad, no permitas que la presión de la vida te descarrile como a un tren. Respira. Te reirás pero, una de las mejores formas de bajar el nivel de estrés es respirando profundamente, tómate 5 minutos al día para hacer ejercicios respiratorios. Camina o haz una actividad física que te permita drenar la rabia y la impotencia. Haz yoga o meditaciones que tye permitan alinearte con tu ser y tus objetivos.

  • Dormir poco es otra de las causas que hacen que tu cuerpo se vuelva loco. El sector científico y médico está realmente preocupado por la falta de sueño de las nuevas generaciones. Ellos han encontrado que el sueño es necesario para que el organismo deje de hacer unas funciones para activar otras. Por ejemplo durante el sueño, el cerebro tienen la mayor actividad. En estas 8 horas repara el organismo, es como una especie de mantenimiento. Estructura nuestros recuerdos y los guarda. Nos permite liberar el estrés, entre muchas otras. Si no dormimos el cortisol aumenta y perdemos masa muscular, además de afectar la percepción y el relacionamiento.

3

Así que las meditaciones, la actividad física y sobre todo la social van a contribuir a que descanses profundamente, manteniendo una buena relación contigo y con los otros. No permitas que la selva de la modernidad te meta en una cueva.

  • No descansar junto a la falta de sueño y el estrés es la combinación perfecta para engordar en forma vertiginosa.  Con ver a tu alrededor vas a encontrar más y más personas pasadas de peso u obesas. Si le preguntarás te van a decir que no descansan que tienen mucho trabajo, que los hijos, que la casa, que el marido, que si el jefe, que no alcanza el dinero y para de contar porque te vas a estresar.

9

  • Qué hacer pues simple, tu jornada diaria es de 8 horas, cúmplela, no te lleves trabajo para la casa, haz lo posible para lograrlo. Haz actividad física, comparte con tu familia. Distribuye responsabilidades entre los miembros de tu familia y consiéntete. Vete a la peluquería o barbería. Los masajes son los más recomendables después de un baño de vapor. Procura ir a la playa o caminar por el parque, sin presiones.

4

  • Comer a deshoras: las causas que anteriormente mencionamos conforman un círculo vicioso, en donde no sabemos quién origina que y en consecuencia la ansiedad se traduce en querer comer. Es una de las formas de complacerte y de crear a tú alrededor la más grande barrera defensiva: la gordura.

Empieza por ordenar tu horario de vida, por un lado las responsabilidades del hogar y por otras las laborales. Come a tu hora y en forma sana. Por lo menos debes comer 5 veces al día, poco pero seguido, eso sí alimentos que no engorden. Por ello te recomendamos alejes los carbohidratos, el azúcar y reduce el consumo de  grasa. Fíjate un horario para tus comidas y respétalas, no por ser una imposición sino porque es tu derecho. No comas cerca de dormir pues estarás aumentando las probabilidades de ralentizar tu organismo y en consecuencia engordarás. Puedes comer una ensalada o un par de huevos salcochados o, una lata de atún y más nada hasta que te acostumbres y elimines esa fatiga.

  • No hagas una dieta extrema: se ha comprobado que las dietas extremas con las cuales consumes menos de 1200 calorías, a la larga tienen su efecto rebote y engordas el doble. Ve poco a poco pero, constante elimina los carbohidratos y haz ejercicios y me contarás después cuántos kilos haz adelgazado.

Te hemos dados unos consejos e oro para que vayas incorporándolos a tu vida. Recuerda que todos los días tenemos oportunidad de cambiar. Si te ha gustado este artículo no te olvides de darnos like o, decirnos cuáles temas te gustaría leer.



Deja un Comentario

Leer más
Ejercicios para Bajar de Peso para Hombres en Casa

Los ejercicios para bajar de peso para hombres en casa son una manera practica y barata de perder esos kilitos...

Cerrar